Una industria tan prestigiosa como la de relojes de lujo no puede medirse en minutos o segundos. Detrás de una herencia de precisón que se ha extendido a lo largo de generaciones, una marca ha inmortalizado su nombre.

Omega: el estándar con el que se miden a todos los demás relojeros. Si no conoces ese nombre, es probable que estés dando tus primeros pasos en el mundo de los relojes de gama alta. Afortunadamente, su legendaria historia no es tan inaccesible como se podría pensar. A continuación, profundizaremos en lo que hace que los relojes Omega sean tan especiales, por qué tienen tanta reputación y daremos una mirada profunda a algunos de los modelos más emblemáticos de la marca.

Al final, tendrás un poco más de conocimientos sobre uno de los principales relojeros de la historia y, con suerte, una mejor idea de qué modelo encajaría mejor en tu colección.

Una breve historia de Omega

Los relojes más aventureros del mundo.

La historia de Omega comienza en 1848. Ubicada en el campo suizo, la compañía nació bajo la atenta mirada y la mano talentosa de Louis Brandt. Bajo el disfraz de La Generale Watch Co, los cronometradores de Brandt comenzaron como pequeños y modestos proyectos elaborados en su taller en La Chaux de Fonds. Estos relojes de bolsillo de precisión con llavero fueron construidos completamente a mano, con finos detalles , diseño y componentes hechos a la medida. Lamentablemente, Brandt fallecería en 1879, pero no sin antes motivar a sus hijos, Louis-Paul y César, a asumir el negocio familiar.

Con objetivos ambiciosos para la reputada compañía de su padre, la pareja revolucionó la industria relojera al crear uno de los primeros sistemas de fabricación internos, produciendo componentes y piezas casi idénticos para crear una serie de piezas intercambiables. En 1885, Louis-Paul y César lanzaron su primer calibre producido en masa (conocido como Labrador) como precursor del reloj debut de la compañía. La primera versión del cronometrador se presentó al público en 1892, allanando el camino para un Calibre Omega de 19 líneas completamente original, del que la compañía derivaría su nombre. En 1903, nació Louis Brandt et Frère / Omega Watch & Co., y con él, uno de los relojeros contemporáneos  más elogiados de la historia.

En 1917, los confiables relojes de Omega fueron adoptados por las unidades de combate del British Royal Flying Corps, lo que los convirtió en uno de los primeros relojeros en ser contratados oficialmente por una organización militar . No mucho después, el ejército de los Estados Unidos hizo lo mismo. Estaba claro que el futuro de la compañía era brillante, y después de ser nombrado cronometrador oficial de eventos deportivos sancionados en toda Suiza, el Comité de los Juegos Olímpicos se acercó a Omega en 1932 para proporcionar a sus oficiales y atletas, los mejores cronometradores del mundo. Este fue el comienzo de una larga e ilustre asociación para la compañía, y hasta el día de hoy, ninguna compañía los ha usurpado de su trono.

Pero no fue sino hasta 1948 que la compañía lanzó el primero de sus legendarios relojes, el Seamaster, como una pieza de celebración por su centenario. Durante una década, el Seamaster reinó como uno de los relojes más respetables del catálogo de Omega, y al final de la década de 1950, la compañía presentó la línea de cronógrafos Speedmaster. Estos modelos elegantes y simplistas catapultarían a Omega al centro de atención pública, gracias a personas influyentes como Wally Schirra, un astronauta de la Misión Mercury Sigma 7, que usó el reloj en el espacio, convirtiéndose en la primera variante de Omega en reclamar el título. Más tarde, la línea Speedmaster sería nombrada como el cronógrafo oficial de las misiones espaciales estadounidenses por la NASA, lo que resultaría en su primer viaje a la luna en 1962 sobre la muñeca del astronauta Buzz Aldrin. Después de años de uso confiable, los relojes de la compañía lo habían convertido en un nombre familiar para coleccionistas, políticos y hombres de negocios, así como para la clase común que aspiraba a poseer uno de los modelos más prolíficos de la historia. En 1990, el Seamaster incluso invadió el mundo de la cultura pop, gracias a su atractivo como el reloj oficial del súper espía internacional, James Bond.

Buzz Aldrin

Desde la introducción de las variantes Seamaster y Speedmaster, el catálogo de Omega ha seguido creciendo. Una multitud de diferentes estilos, movimientos y estructuras han allanado el camino para la ilustre reputación de la compañía, y hoy, su generación actual de relojes rinde homenaje a sus predecesores. A continuación, describiremos las variantes más notables de Omega y le daremos un resumen de lo que las hace especiales.

Pierce Brosnan como James Bond
Omega en la muñeca de Daniel Craig

Línea de constelación

Colección Astroorientada de Omega

OMEGA CONSTELLATION STEEL CHRONOMETER

El cronómetro Constellation Steel de 39 milímetros de Omega es un reloj atemporal que combina un diseño elegante y minimalista con la arquitectura "dramática" de la compañía. En su exterior, una caja de acero reflectante da paso a las sutiles complejidades del reloj, incluidas las medias lunas, las garras, un brazalete mono-sonoro y números romanos grabados en su bisel. Para agregar un buen contraste, una esfera negra cepillada por el sol actúa como el recinto perfecto para la ventana de fecha del día del reloj, mientras que las manecillas, índices y estrella de oro blanco de 18 quilates irradian un aura de clase. En esencia, el movimiento Calibre 8800 del cronómetro maestro coaxial OMEGA de Constellation está enmarcado por un cristal de zafiro antirreflectante y resistente a los arañazos para que todos lo vean. Si estás buscando algo que refleje tu estatus pero buscas algo que se incline hacia el misticismo, este es el reloj para ti.

Línea olímpica

Los cronometradores más confiables de los deportes

CRONOMETRADOR OFICIAL OLÍMPICO DE OMEGA

Omega tiene una larga historia de inclusión olímpica y, como relojero oficial del evento, no sorprende que el cronometrador oficial olímpico sea un símbolo entrañable de destreza atlética. Esta variante de buen gusto y redondeada llega en una robusta silueta de 38 milímetros, que recurre a una lujosa caja de oro blanco de 18 quilates, corona cepillada y símbolos antiguos de OMEGA para exudar un aura de herencia profesional. Un cristal de zafiro antirreflectante y resistente a los arañazos protege el exclusivo movimiento Calibre 3203 del reloj, proporcionando un cronometraje preciso como testimonio de su historia como modelo olímpico. Las agujas de acero azul en las 3 y 9 en punto del Timekeeper acentúan su sutil correa de cuero negro, mientras que la inclusión de barras en T de oro blanco de 18 quilates y un grabado olímpico especial demarcan su identidad como un modelo de producción limitado a 188.

RELOJ DE BOLSILLO OLÍMPICO OMEGA

El Olympic Pocket Watch es una mirada nostálgica a los cronometradores de una época pasada. Este maravilloso modelo se basa en el mismo lujoso exterior de oro blanco de 18 quilates que su hermano, e incluso presenta un cristal de zafiro con cúpula, antirreflectante y resistente a los arañazos para mantener protegida su esfera de menos de 70 mm. En el fondo, un movimiento cronógrafo de cuerda manual calibre 3889 bañado en rodio, que utiliza un diseño oculto en la sede de OMEGA en Biel desde 1932, representa a uno de las piezas más veneradas de la historia. Un cronómetro de 30 minutos, una manecilla de cronógrafo central y una pequeña esfera de segundos adornan el interior del reloj de bolsillo, mientras que la parte posterior de su caja, estampada con el logotipo oficial de cinco anillos de los Juegos Olímpicos, completa todo. Solo existen 100 de estos relojes legendarios, así que espera pagar una cantidad significativa por agregar uno a tu colección.

Línea Seamaster

Los caballos de batalla aventureros de Omega

OMEGA SEAMASTER RAILMASTER

Como es de esperar, la historia del Seamaster Railmaster de Omega se encuentra en el ámbito del uso del ferrocarril. En 1957, el modelo original fue diseñado estrictamente para el personal ferroviario, dándole una estructura atemporal que se utilizaría para las generaciones venideras. Pero ahora, el Railmaster ha sido rediseñado para un consumidor más contemporáneo, recurriendo a una caja simétrica de acero inoxidable de 40 milímetros, una esfera negra cepillada verticalmente y agujas de acero inoxidable para rendir homenaje a su predecesor utilitario. Se puede ver un indicador beige "Railmaster" en la esfera del reloj, que complementa sus marcadores de hora Super-LumiNova de época y la correa textil gris de dos tonos. En su esencia, un calibre OMEGA Co-Axial Master Chronometer Calibre 8806 mantiene todo funcionando como debería, emprendiendo y cumpliendo con los más estrictos estándares del Instituto Federal Suizo de Metrología, incluida la capacidad de resistir el magnetismo de 15,000 gaus, que fue esencial para los trabajadores durante la era. Si eres fanático del transporte y del papel que han jugado los ferrocarriles a lo largo de la historia humana, no hay muchos relojes tan representativos como el Seamaster Railmaster.

OMEGA SEAMASTER DIVER 300M

Como uno de los relojes más icónicos y legendarios de Omega, el Seamaster Diver 300M ha disfrutado de una carrera de larga duración. Después de ser utilizado para actividades náuticas después de su creación, este reloj atemporal ha evolucionado constantemente hasta convertirse en un símbolo de estatus y prestigio, con una caja de acero inoxidable de 42 milímetros, un bisel de cerámica azul, ondas grabadas con láser y una escala de buceo en esmalte blanco, escala que se remonta a la década de 1950. Debajo de su cristal de zafiro resistente a los arañazos, la esfera de cerámica azul pulida del reloj, agujas esqueletizadas, y los índices elevados cuentan con un acabado único, chapado en rodio, con Super-LumiNova blanca para mejorar la visibilidad en áreas oscuras. Detrás de todo, hay un movimiento OMEGA Master Chronometer Calibre 8800 visible a través de la caja. Con una válvula de escape de helio cónica especializada y más de 1000 pies de resistencia al agua. Casualmente, muchos de los aspectos utilitarios del modelo original del Diver han regresado aquí, por lo que si estás buscando un reloj que sea un poco más robusto y al mismo tiempo relativamente refinado, el Seamaster Diver 300M podría ser el indicado para ti.

OMEGA SEAMASTER PLANET OCEAN 600M

A estas alturas, es probable que sepas que el "legado marítimo" de Omega es relativamente inigualable. Para honrar su historia náutica, la compañía lanzó el Planet Ocean en 2005, rindiendo homenaje a sus relojes de buceo más ilustres y marcando el comienzo de una nueva era para los exploradores expertos en el océano. Como favorito entre los viajeros y los aventureros, el Planet Ocean 600M cuenta con una caja de acero inoxidable de 39,5 milímetros, extraña pero única, un bisel unidireccional de cerámica negra que ha sido imbuido con una moderna escala de buceo Liquidmetal y un fondo de caja alveolar atornillado. En su cara, un cristal de zafiro resistente a los arañazos protege el movimiento Master Chronometer Calibre 8800 del reloj, números arábigos y una ventana de fecha sutil en la posición de las 3 en punto. Al igual que su otro hermano marino, el Planet Ocean cuenta con una válvula de escape de helio, pero con una resistencia mejorada al agua de 2000 pies, gracias a las rigurosas pruebas realizadas por el Instituto Federal Suizo de Metrología. Si estás buscando un reloj náutico con toques modernos y no te importe usar un modelo relativamente nuevo, no puedes equivocarte con el Seamaster Planet Ocean 600M.

OMEGA SEAMASTER AQUA TERRA 150M

Para los aventureros con más mundo, el Seamaster Aqua Terra 150M de Omega combina facetas de cartografía, planificación expedicionaria y acentos inspirados en el océano, para crear algo absolutamente maravilloso. Una robusta caja de acero inoxidable de 43 milímetros, una correa de caucho azul integrada y un eslabón pulido sólido conforman la silueta principal del reloj, promoviendo la nostalgia de estilo marino y los principios de diseño de buen gusto. Pero es el intrincado dial del reloj el que roba el espectáculo aquí, invocando un sutil exterior azul cepillado por el sol, rayas verticales de teca y un puñado de destinos globales mapeados sobre su interior de manera compleja. En su centro, un anillo de vidrio de 24 horas pasa del azul claro al azul oscuro, anotando ciclos diurnos y nocturnos para diferentes partes del mundo. Incluye una vista de la Tierra grabada con láser sobre una placa de titanio de grado 5, resultando en colores naturales y contrastantes, gracias a una reacción química única. Dándole poder a todo, un movimiento Master Chronometer Calibre 8938 mantiene el reloj preciso, mientras que una resistencia al agua de 500 pies no lo deja muy lejos del reino de la exploración acuática. Este es el reloj para un alma aventurera que no tiene miedo de presumir su estatus.

Linea Speedmaster

Un día en las carreras

OMEGA SPEEDMASTER MOONWATCH PROFESSIONAL

El Speedmaster Moonwatch Professional de Omega tiene una reputación sin precedentes como uno de los relojes más emblemáticos del mundo. Cuando no está dando vueltas en el espacio, ilustra la esencia del espíritu pionero de Omega, invocando un estilo clásico, un cronometraje preciso y una estructura atemporal que continúa resistiendo el paso del tiempo. Dicho esto, el Speedmaster Professional Moonwatch ha sido imbuido con algunos componentes con clase, que incluyen un hermoso cristal de hesalita, una esfera negra icónica y una manecilla de cronógrafo central rodeada por un cronómetro de 30 minutos (y 12 horas), y un diál de segundos pequeño. Esfera y escala taquimétrica, todo dentro de una caja de acero inoxidable de 42 milímetros. Sin embargo, una cosa que no ha cambiado es el calibre mecánico 1861 del reloj, un movimiento trascendental de cuerda manual que lo ha llevado a la Luna.

OMEGA SPEEDMASTER RACING CHRONOMETER

Si bien el Speedmaster Racing Chronometer se aparta del enfoque tradicional de Omega hacia la exploración y la aventura, eso no lo hace menos atractivo. Este hermoso modelo de 44.25 milímetros imita el Railmaster de la marca cuando se trata de su destreza estética, recurriendo a un anillo de bisel de cerámica negro oscuro, texto naranja y números de Liquidmetal para acentuar su famosa escala de taquímetro. En su interior, una esfera negra mate llama a dos subesferas diferentes, anillos aplicados y una ventana de fecha sutil en medio de una variedad de naranja y blanco para complementar la pista de minutos de estilo de carrera del reloj. Los índices de punta de flecha imbuida de Super-Luminova elaborados con oro blanco de 18 quilates marcan su circunferencia. En su centro, un movimiento Co-Axial Master Chronometer 9900, que ha sido certificado por los estándares más altos de la industria de METAS, está protegido por un cristal de zafiro con cúpula y resistente a los arañazos. Si las carreras y su relevancia histórica son tu fuerte, este es el único reloj de la línea Omega que te rascará esa picazón.


¿Quieres comprar desde México?

Comprar productos de todo el mundo debería ser fácil, sin tantas complicaciones, una experiencia emocionante y divertida.

Si quieres evitarte contratiempos y sorpresas desagradables utiliza los servicios de Soltekonline.com. Puedes comprar de cualquier página de USA, CHINA con el soporte de expertos. ==> Clic para más información!